Como hacer una lluvia de Globos

Las lluvias de globos son perfectas para cualquier celebración, son ese efecto sorpresa que los invitados y las personas agasajadas esperan, usualmente estos globos son añadidos en eventos sorpresas o donde la idea es sorprender a la persona agasajada dejando caer un elemento tan importante como este.

Como todos sabemos, las fiestas tienen su complemento ideal con los globos. De hecho, podríamos decir que cualquier celebración festiva está incompleta si en ella no se incluyen. Hay muchas maneras en que estos pueden ser usados: desde arcos con globos, hasta figuras de diferentes estilos, pasando por columnas y figuras geométricas.

En este sentido, podemos encontrar que los globos son una solución útil y económica para decorar cualquier espacio. Por eso, vamos a mostrarte diferentes lluvias de globos, para que tengas una idea de como son, y como las puedes hacer, veras que te resultara un detalle increíble.

La decoración en una fiesta o cualquier tipo de evento social suele ser uno de los detalles más importantes, y lo que las personas recordarán por mucho tiempo, por encima de un mala reminiscencia de la comida u otros inconvenientes. Y para saber decorar un ambiente no hace falta ser un profesional ni mucho menos, tan sólo saber jugar con la imaginación y dar rienda suelta a la creatividad.

Los globos siempre son ese elemento propio que no puede faltar en una celebración, ya sea infantil o no, casamientos, bautismos, etc. Y entre tantas opciones e ideas que se pueden ocurrir a partir de estos simples objetos, uno sin duda maravillosa e inesperada es el de la lluvia de globos. No parece tan común, muchas veces se lo puede ver acontecer en películas o grandes y caros eventos, pero no es nada difícil y resulta barato.

Tan sólo hay que contar con una red especial, parecida a las de pesca, aproximadamente del mismo tamaño, es decir que supere los dos o tres metros de extensión por cada lado. Luego de inflar y disponer los globos sobre la red, hay que alzarla sobre el techo y anudarla con una sola y simple cinta que se puede jalar desde un lugar accesible.

Lo mejor es hacerlo desde un techo alto en algún lugar cerrado, o sino si es dentro de una carpa o lugar semi cerrado, tener cuidado con el viento que pueda colarse. La cantidad de globos que se puedan poner depende del tamaño de la red pero lo mejor es tratar de depositar muchos así el efecto es mucho más grande y agradable.

Se pueden tirar en el medio de la pista de baile o a la entrada del agasajado, pero hay que tener en cuenta que los niños pequeños los pueden pisar y caerse, o resultar inconvenientes para los mayores, así que se debe estar atento para poder sacarlos rápidamente si molestan.

A la opción de dejarlos caer con la red se suman otras dos muy divertidas. Si la fiesta es a cielo abierto se puede hacer la tirada al revés, es decir que los globos sean inflados con helio, y desde el suelo liberarlos. O bien si es en un lugar techado, también inflarlos con el mismo gas, colocarles una cinta en el nudo y lanzarlos al techo para hacer un efecto de estática con ribetes, que pueden ser de colores variados.

 

Las imagenes fueron sacadas de Pinterest

También te podría gustar...